La Cucaracha

Vocero digital del Ejército de Pancho Villa

Propuesta de conclusiones de la Asamblea abierta de militantes realizada el pasado 6 de febrero en Zaragoza

En respuesta a un futuro, en los últimos años hemos participado junto a múltiples actores, con la complicidad de germinar en los acontecimientos políticos, económicos y sociales una transformación. Avivando la llama de  la necesidad de las ideas y métodos que ya fueron fundacionales de Izquierda Unida.

Alberto Garzón, Publicado en Mundo Obrero

Los resultados electorales del 20-D pueden entenderse como la cristalización de las importantes y recientes transformaciones en nuestro país. Al fin y al cabo en los últimos años ha cambiado la concepción del mundo de grandes sectores sociales, y con ello también sus referentes político-electorales.

Carlos Pérez Anadón

El sábado 26 el Periódico de Aragón contraprogramaba el acto del Gobierno Municipal en el Auditorio de Zaragoza. Tras la “información” del acto aparecía a tres columnas un artículo de opinión de Carlos Pérez Anadón. No tengo por costumbre leer el medio citado, por lo que no se si es costumbre habitual ceder en la página tres un artículo de opinión, tan extenso como oportuno para los intereses del que lo escribe. No conocemos un caso igual, tampoco sé si han invitado a alguien de Zaragoza en Común -ZeC en adelante- a opinar en la misma medida, incluso a otras fuerzas políticas o sociales. Convencido como estoy de la “imparcialidad” de este medio, espero ver artículos de opinión nuestros (ZeC) a tres columnas en la página 3, junto a las respectivas noticias del día.

La iniciativa Ahora o Nunca convoca un encuentro estatal para debatir y unir esfuerzos en la construcción de una izquierda más democrática y combativa entorno al proyecto de la nueva Izquierda Unida que representa Alberto Garzón. Al mismo tiempo proponíamos y proponemos un frente común forjado desde abajo que consiga crear una marea imparable en lo social y en lo electoral.

Se acercan próximas elecciones generales. No sabemos si se adelantarán o sí podrían retrasarse. Y por primera vez, como votante, puedo verme que con una disyuntiva en la que no me había encontrado hasta ahora.

foto de Juan Carlos Lucas

Las elecciones municipales y autonómicas que se van a celebrar el 24 de mayo suponen una oportunidad histórica para cambiar las políticas que se han venido aplicando en las últimas décadas, con recetas especialmente duras para la mayoría de la sociedad desde el inicio de la crisis económica.

El TJUE dictó el miércoles una sentencia que permite excluir de forma permanente a los homosexuales para la donación de sangre dado que, según el Tribunal, existe un elevado riesgo de que contraigan enfermedades infecciosas, dejando a criterio de Francia (que es quien planteó la cuestión) si sus leyes son proporcionales a los riesgos y evidencias científicas que permitan avalar tal decisión.

Luis García Montero no es nuestro candidato.

Se ha creado una ceremonia de la confusión, pretendiendo que Luis García Montero ha sido nombrado candidato por Izquierda Unida a la Comunidad de Madrid, pero la militancia de IU-Vicálvaro no reconoce ni respalda o asume ninguna designación de candidato por parte de una dirección que demuestra seguir trabajando en favor de intereses ajenos a Izquierda Unida.

Nacho Martínez, candidato a las primarias de Izquierda Unida de Aragón: “Necesitamos una herramienta fuerte y combativa. Con raíces en la sociedad para transformarla. Para acabar con la explotación, con la opresión, con la represión que vivimos cotidianamente los trabajadores y las capas más desfavorecidas de la sociedad”

{youtube}https://www.youtube.com/watch?v=CBH8neuWdtM{/youtube}

"...Pero también hay ratas que tratan de hundir un barco y, como no lo consiguen, se van. El barco, una vez libre de estas ratas, navega mejor." Adolfo Barrena, ante el abandono de militancia de un grupo reducido de compañeros de Izquierda Unida de Aragón.

Es un lugar común decir que Izquierda Unida atraviesa la mayor crisis desde que fue creada, pero no deja de ser cierto. Hemos construido IU con la finalidad de transformar la sociedad y, para ello, teníamos que convertirnos en el vehículo de las aspiraciones del pueblo trabajador, de la mujer, de la juventud de los pueblos que reclaman su derecho a decidir.